Un fin de semana en Roma

Atardecer de tormenta en Roma

Hay poca gente que a estas alturas no conoce Roma. Sin embargo, por más que vuelvo siempre me sorprende. Es fácil caer en los lugares típicos pero Roma es mucho más. Un rincón nuevo, una luz que te sorprende, un instante único.

Desde hace años, Roma está continuamente en obras ya que está ampliando sus líneas de metro. Actualmente dispone únicamente de dos líneas que cruzan ciudad en forma de cruz. Pero en cuanto te alejas un poco necesitas coger otro medio de transporte, como el autobús. La zona más afectada es la que está próxima al Coliseo.

El Coliseo es uno de los monumentos que han estado restaurando en los últimos años pero que ya se puede disfrutar en todo su esplendor.

Panorámica del Coliseo al amanecer

Panorámica del Coliseo al amanecer

El recorrido típico sería ir caminando hacia el monumento Vittorio Emanuele II, o la máquina de escribir, como se conoce coloquialmente. Una vez allí podemos subir por sus escaleras (eso sí, no te dejan sentarte ni un segundo) y disfrutar de las vistas.

Existe la posibilidad de entrar por una puerta en un lateral que te lleva a una basílica alojada justo al lado, la Basílica de Santa María de Ara Coeli.

Podemos salir de la basílica por dos puertas. La primera te lleva a unas escalinatas interminables. La segunda puerta te lleva a la plaza del Campidoglio, desde donde podemos acceder a los museos Capitolinos. También es interesante visitar esta plaza puesto que detrás esconde una de las mejores vistas de Roma, el Foro Romano.

Foro Romano con la Luna

Foro Romano con la Luna

Para conseguir buenas fotografías de este lugar es aconsejable venir por la tarde, puesto que el Sol queda a nuestra espalda iluminando cada edificio y cada ruina con esa luz suave. Además, siempre lo cierran al público una hora antes de la puesta de Sol, lo que te permitirá sacar fotos sin gente. También puedes intentar fotografiarlo al amanecer pero será más difícil puesto que tendrás que resolver un contraluz.

Turista fotografiando el Foro Romano

Turista fotografiando el Foro Romano

Seguimos el recorrido hacia el Norte, donde podemos encontrar algunos de los monumentos y plazas más importantes de la ciudad. Uno de mis lugares preferidos es el Panteón. Esta construcción es impresionante de por sí, pero si además le añadimos que su cúpula tiene un agujero por el cual entra la luz del Sol el marco es incomparable.

Dependiendo de la hora a la que visites el Panteón, la luz tendrá una dirección u otra. Lo he visitado en múltiples ocasiones y siempre es distinto.

Cúpula del Panteón

Cúpula del Panteón

No muy lejos de allí tenemos la Piazza Navona, una de las más bonitas, más grandes y más visitadas. En sus extremos podemos disfrutar de un par de fuentes y en el centro un gran obelisco, uno de tantos que podemos encontrar por toda la ciudad.

Piazza Navona con los primeros rayos de Sol

Piazza Navona con los primeros rayos de Sol

En un lateral tenemos la Iglesia de Santa Inés, pequeña pero con una cúpula increíblemente bonita. Recomiendo entrar y echar un vistazo.

Turista fotografiando la cúpula de la Iglesia de Santa Inés

Turista fotografiando la cúpula de la Iglesia de Santa Inés

Estamos finalizando nuestro recorrido por los sitios más interesantes de la ciudad y para ello seguimos andando hasta encontrarnos con el río Tíber, que divide Roma en dos. Entre sus múltiples puentes nos encontramos con el puente que lleva directamente al Castillo de San’t Angelo, uno de los monumentos más espectaculares de la ciudad.

El puente de San’t Angelo dispone de una serie de esculturas a los lados. Además, disponemos de unas escaleras a los lados para poder bajar al cauce del río y pasear tranquilamente. Es difícil encontrar este lugar sin gente, ya sea por los puestos de venta o por los turistas.

Castillo de San't Angelo con rayo al fondo

Castillo de San’t Angelo con rayo al fondo

Desde allí disponemos de unas vistas preciosas con el Vaticano al fondo. Sin duda, uno de los sitios más bonitos para disfrutar de una puesta de Sol. Quizás, el mejor sitio sería el siguiente puente, ya que podemos fotografiar tanto el puente de San’t Angelo con el río y el Vaticano. Cada vez que acudo encuentro más gente posicionada allí para sacar la foto. Está visto que poco a poco hay más aficionados a la fotografía que quieren llevarse a casa esa postal tan bonita de Roma.

Atardecer en Roma

Atardecer en Roma

Si tú también quieres fotografiar Roma de esta manera, puedes consultar toda la información sobre mi Taller fotográfico de fin de semana en Roma. En él te enseñaré todo lo que tienes que saber para conseguir esas fotos, desde el punto de vista de la técnica, pero sobre todo de la composición.

Tienes toda la información en el siguiente enlace: Taller fotográfico de fin de semana en Roma.

Taller fotográfico en Roma

Taller fotográfico en Roma



Sergio Arias

Fotógrafo profesional en Valencia

Fotógrafo especializado en fotografía de viajes, naturaleza y turismo.
Profesor de fotografía que imparte cursos de fotografía en Valencia y Talleres fotográficos de naturaleza. Realizo Viajes fotográficos para aficionados a la fotografía por todo el mundo.


Suscríbete a mi blog


Esta entrada fue publicada en Cursos y Talleres, Viajes y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.